miércoles, 21 de noviembre de 2007

My job


Mucha gente me pregunta en qué trabajo. Soy una especie de traductor. Convierto la esencia en prosa, la vida en informe. Os pongo un ejemplo de mi encomiable labor traductora:

Acusan a un supuesto "duende" de estar "maldito"

Decepción entre los que esperaban tranquilidad nocturna con la aplicación de la nueva ley Antibotellón. Según relata un vecino de la zona, se ha oído que la noche "es toda magia". Este residente, que no ha querido dar su nombre, añadió que un ser mitológico –concretamente un duende– habría invitado a los vecinos a "soñar". Eso sí, el vecino, divagando, añadió: "Últimamente apenas vengo por aquí".

A pesar de ser noviembre, añadió que el sol salía demasiado pronto y que, pese a no convivir con nadie, no sentía ningún tipo de arrepentimiento por lo sucedido el día anterior. En lugar del clásico GPS, empleaba la luz de las estrellas para orientarse, lo que, según siempre su testimonio, le generaba una sensación de fortaleza tal que sentía que nadie le podía tocar.


Creo innecesario seguir incordiando más. Éste es mi trabajo. Pero no se lo digáis a mi familia. en mi casa creen que soy chapero.

Technorati Tags:, , ,
Generated By Technorati Tag Generator

3 comentarios:

MIGUELÓN dijo...

Se te ha olvidado poner que la culpa de que el duende esté maldito es de ZP

Andres G. Latorre dijo...

A todo esto, ¿qué es exactamente lo que hace Miguel? ¿Y Carlos? ¿Y Paulino?

MIGUELÓN dijo...

Yo debo de ser urólogo, porque no paro de tocarme la p...