viernes, 26 de diciembre de 2008

Mañanitas


Esta mañana, al despertar, me he planteado qué tenía en mi cabeza. Varias eran las opciones.

-Un concierto de un grupo de heavy metal noruego.
- Un expediente de regulación de empleo de neuronas.
-Una manifestación de glóbulos rojos.
-Una estampida de cerebelo.
-Una convención de dolores.

Pero finalmente descubrí que era un Congreso Internacional de Resacas. Las conferencias se impartieron en ruso y, al terminar, hubo una copa de vodka de cortesía.


5 comentarios:

alvakai dijo...

yo tuve ayer (y mantengo) un resacón de categoría, pero intenté curarme a base de oír black metal noruego. sí, black metal, porque es lo que manda allí, no el heavy. En concreto, me zampé 4 veces seguidas los dos primeros discos de Burzum... un grupo formado por una sola persona que ahora está en la cárcel por quemar 4 iglesias y cargarse a puñaladas al bajista de Mayhem.

precioso y muy navideño.

MIGUELÓN dijo...

debió de haber un festival internacional de resacas ayer.

LA culpa, siempre de la copa de vino, nunca de los 10 cubatas, eso es así y así se lo hemos contado.

DraGoNBaBy dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Latorre dijo...

Salta el tukufiltro!

DraGoNBaBy dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.