viernes, 20 de marzo de 2009

Experiencia


He descubierto que hay una relación inversamente proporcional entre lo que disfruto con la vida y las veces que actualizo el blog.

11 comentarios:

MIGUELÓN dijo...

Es como los Cramberries, cuando sus vida eran una mierda hacían discos cojonudos, o canciones como Zombie. Después empezaron a ser felices y sus discos empezaron a ser una mierda.

La locura y la infelicidad son pilares básicos de la genialidad.

DraGoNBaBy dijo...

prefiero la locura antes que la infelicidad!!...y ya no comento más!!!

:P

Maribel dijo...

comparto esta entrada de andrés; y la había descubierto tb.

me pasa exactamente lo mismo, no veis q soy la usuaria numero 1 del facebook y dejo comentarios por todos ladoss!!!! ;)

ayyyy q ascooooo

No tengo datos personales, detesto la propiedad privada dijo...

¡Bravo! Abajo los unoceros y cerounos. Que nunca encuentres tiempo para actualizarlo.

MIGUELÓN dijo...

Vaya, por fin un anarquista nos visita

Manuel Alvarez dijo...

Soy de letras, lo de inversamente proporcional me causa estupor. ¿O sea que cuanto más publicas menos disfrutas? Pues lastima, porque las perlas de este blog hacen la vida más llevadera a muchos de nosotros. Valga tu sacrificio para q si no tú, sí otros sean más felices. Así que gracias.

Latorre dijo...

¡Muchas gracias Manuel!

Miriam dijo...

Ala!! pues espero que no escribais mucho por aquí muchachos que será buena señal entonces. Saludo my friends!!

exseminarista ye-ye dijo...

Pues oiga, por lo que veo ya somos muchos; ¡hagamos un club!

Latorre dijo...

Ya lo cantaba Sabina (todas nuestras vidas son canciones de Sabina o Serrat).

"Oiga doctor,/
devuélvame mi depresión,/
¿no ve que los amigos se apartan de mí?/
Dicen que no se puede consentir/
esa sonrisa idiota".

Latorre dijo...

Pero me encanta que todos queráis que no escribamos para que seamos felices. Es como lo de Calamaro pero al revés, que todos deseamos que no deje la droga para que siga haciendo esas cancionzacas.