viernes, 15 de mayo de 2009

qué pequeñas son las raciones

Le copio la idea al Baudo y recurro a Woody. Supongo que todos pensamos algo igual de la vida.

2 comentarios:

MIGUELÓN dijo...

Los momentos buenos siempre parecen cortos y los malos demasiado largos.

Quizás el problema no sea de la vida, sino de nosotros.

Al menos, no parecerme a Woody Allen me hace feliz.

DraGoNBaBy dijo...

y a mí también! jaja :P

yo tengo muchos momentos de esos cortos, últimamente...