lunes, 7 de junio de 2010

Pesadamientos


Realmente, la vida se resume en la frase de "Papá, ¿cuándo me crezcan los dedos puedo volver a meterlos en el ventilador?"

2 comentarios:

MIGUELÓN dijo...

Grande el padre que contestó "Claro, hijo, si eran los dedos de leche"

Latorre dijo...

jaja!! gora, gora, gora!